lunes, 14 de mayo de 2012

Amanecido

Soñaba con dunas, como todas las noches. Abrió los ojos. Ahora estaba en el desierto y no sabía qué hacer con toda esa arena.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada